Mediodía en TV

Mediodía en TV

  • El espacio cumple una función práctica de gran utilidad. Foto tomada del Portal de la TV Cubana
    El espacio cumple una función práctica de gran utilidad. Foto tomada del Portal de la TV Cubana

Al Mediodía en Cubavisión ha ganado una notable teleaudiencia no sólo porque permite conocer que depara la TV cubana por sus diferentes canales cada jornada, sino porque suele propiciar información sobre el quehacer cultural en la capital y en ocasiones, en otras localidades del país.

No se trata, ciertamente, de una cartelera televisiva porque ese principio esencial de su estructura ha ido ampliando, durante una hora de trasmisión, su labor difusora hasta casi convertirse en una revista que incluye conversaciones con invitados diversos, música e información escrita que permite conocer  que ofrece la programación artística, sobre todo musical en otros escenarios.

Por todas esas características cumple una función práctica de gran utilidad sin dudas, pero debería hacer mayor énfasis en promover de manera especial aquellos programas, documentales, películas de mayor importancia para motivar el interés de los televidentes, sobre todo cuando no se exhiben en Cubavisiòn, sean de los canales nacionales o los telecentros.

Es muy curioso el hábito creado entorno a Cubavisión. Es el canal que sintonizan mayoritariamente los televidentes  aunque en los otros existan programas atractivos. Ese es otro elemento a favor de Al mediodía para lograr una mayor y mejor difusión de los espacios de interés de la propia TV.

En los telecentro también se producen programas dignos de mencionar, documentales, que, cuando así lo ameriten, deberían anunciarse aprovechando la preferencia de que goza Al mediodía como una manera de hacernos saber que está ocurriendo con la producción televisiva fuera de la capital.

Al mediodía informa sobre giras nacionales de agrupaciones musicales, eventos que se realizan en las provincias con connotación nacional e internacional, entrevista personalidades de esas regiones cuando pueden llegarse al espacio  y ello permite ofrecer una cartelera de mayor alcance másallá de los sucesos televisivos.

Existen Entre tú y yo, para ofrecer una panorámica mayor de lo que se realiza en la TV que debería, por cierto abarcar también a la radio, y el Noticiero cultural que debe asumir todo el espectro nacional de acciones artísticas, por eso, Al mediodía puede tener su fuerte en anunciar día a día lo que está ocurriendo, lo que se puede ver, a donde se puede ir.

En verdad realiza esa función  con amenidad pero siempre se puede perfilar mejor intentando ofrecer más elementos de todos los rincones del país lo cual se logra con la debida coordinación con las direcciones de cultura y el apoyo de las estaciones de radio y telecentros que laboran en todo el país.

Las nuevas tecnologías deben servir también para esos menesteres, para comunicarse y reproducir en los medios tradicionales las informaciones útiles que se originan por toda la nación

Un detalle debe cuidarse Al mediodía, la interrupción frecuente de la interpretación musical que le da cierre. No es respetuoso ni con los intérpretes, ni con los públicos televidentes.